Actualidad

2 agentes asesinados y 2 heridos a consecuencia del ataque de una narcolancha en Barbate a una embarcación de la Guardia Civil

AUGC exige respuestas a Marlaska y anuncia que se presentará como acusación particular

La Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC) ha expresado su profundo pesar y preocupación tras el trágico incidente ocurrido en el puerto de Barbate, donde tres guardias civiles perdieron la vida durante un dispositivo llevado a cabo el día de ayer. La operación ha generado interrogantes sobre las garantías y la seguridad de los efectivos involucrados.

Ante la situación, AUGC ha anunciado su decisión de personarse como acusación popular en el procedimiento judicial para esclarecer quién dio la orden de llevar a cabo esta operación con los medios disponibles y qué medidas se tomarán al respecto.

De manera urgente, la asociación ha solicitado la dimisión del Ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, por lo que consideran un abandono y una pésima gestión de la seguridad ciudadana en el Campo de Gibraltar. Las declaraciones del ministro tras la reunión sobre el «Plan Especial de Seguridad para el Campo de Gibraltar» han sido duramente criticadas, especialmente después de este trágico suceso.

El incidente involucró a una embarcación de alta velocidad que embistió de manera intencionada a la patrullera del Grupo Especial de Actividades Subacuáticas (GEAS) de la Guardia Civil en dos ocasiones. Esta embarcación, según AUGC, no estaba preparada para este tipo de operaciones y transportaba a seis agentes, tres de los cuales perdieron la vida como consecuencia de la colisión.

AUGC ha destacado que lleva años demandando un verdadero plan para abordar la situación en la zona, incluyendo la declaración de la Zona de Especial Singularidad. Entre las medidas solicitadas se encuentran el aumento de efectivos y medios para enfrentar el narcotráfico de manera más efectiva.

La asociación ha expresado su solidaridad con las familias de los guardias civiles fallecidos y ha reiterado su compromiso de velar por los derechos y la seguridad de los efectivos de la Guardia Civil en su labor diaria.

La investigación sobre el trágico suceso está en curso, mientras la comunidad espera respuestas claras y medidas concretas para evitar futuras tragedias similares.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba